coloniaespiritual1

 

Cuentan de los aborígenes de una tribu australiana que cuando un niño viene a este mundo, todos sus componentes lo saludan diciendo: “TE AMAMOS Y TE APOYAMOS EN EL VIAJE”.

 

 1

 

Transcurrida su vida y en la celebración final de su partida, todo el mundo lo abraza y repite la misma frase: “TE AMAMOS Y TE APOYAMOS EN EL VIAJE”.
Un SER DE LUZ como eres tú, cuando tomaste este cuerpo físico que vemos aquí, este estuche material para albergar tu energía, fue para transmitir lo que en realidad eras: BONDAD, CONOCIMIENTO Y PENSAMIENTO LÓGICO.
A lo largo de toda tu vida, tu mente te ha hecho cuadrar lo que tu yo y tu ser interior siempre han sido, no cediendo ante nada ni ante nadie.

 

2

 

Ha sido tu mente la que te ha dirigido a traspasar, nuevamente, el mismo túnel dimensional de luz, desde donde un día viniste y estuviste aquí entre nosotros.
Muchas veces se enseña con “EL SILENCIO DEL PENSAMIENTO”. Tú lo hiciste.

 

3

 

Tu energía vino de un planeta de luz a enseñar algo a cuantos te hemos conocido. Y lo conseguiste, no dejándote avasallar por ningún sistema ni filosófico ni religioso.
Tu yo, tu ser interior son tuyos. Tu energía es tuya.
Viniste, evolucionaste y nos enseñaste a cuantos te conocimos.

 

4

 

Ahora te has ido como el halcón cuando se eleva hacia el espacio. Así ya has descansado.
Cuando tu energía salió de tu cuerpo físico, dijiste sonriente, mirando hacia abajo a los tuyos: “MISIÓN CUMPLIDA”.

 

5

 

Nosotros, tus amigos, te repetimos, al igual que los aborígenes: “TE AMAMOS Y TE APOYAMOS EN EL VIAJE”.
FELIZ VIAJE, LOS SERES DE LUZ TE ESPERAN PARA SEGUIR EL PLAN ESTABLECIDO.

 

 JOSÉ MARÍA

6

 

 

 

CARTA DE DESPEDIDA A JOSÉ MARÍA

 

Decía un filósofo chino que el agradecimiento es la memoria del corazón.
Y en estos momentos tan emotivos y trascendentales en el que despedimos a nuestro querido y amado José María, quiero expresar toda mi gratitud hacia él, no solo en mi nombre si no en el nombre de todos los presentes, porque nada hubiera sido igual sin él.
Los que hemos tenido la inmensa suerte de conocerlo y compartir sus enseñanzas sabemos lo que ha significado su figura para nuestras vidas.

 

7

 

José María sé que estás viendo esta ceremonia y sonriendo con esa sonrisa luminosa con la que iluminabas todo y estoy seguro que seguirás iluminando.
Alguien dijo una vez que sentir gratitud y no expresarla es como envolver un regalo y no entregarlo. Te traigo un regalo envuelto por el corazón que al abrirlo sale volando la palabra GRATITUD.

 

8b

 

Le doy gracias a los cielos por haberte conocido.
Le doy gracias al destino por cruzar nuestros caminos.
Agradezco eternamente a la que fue tu profesión porque fue el vínculo candente de nuestra gran relación.
Y ante todos los presentes, a los que pongo por testigo, quiero decirte muy alto GRACIAS POR TODO AMIGO.

Antonio Pérez Boj
Torrevieja (Alicante) a 19 de diciembre de 2015.

 

9